mayo 27, 2010

DIDO, REINA DE CARTAGO


...Marchóse entonces la diosa Juno a su propia mansión y mandó llamar a las ninfas de Libia. Ellas le hablaron de una cueva apartada, cerca de la selva donde Eneas había previsto ir a cazar. Juno les pidió que la preparasen y embellecieran todo lo posible: quería el suelo tapizado de suave musgo, seco y mullido; diminutas flores olorosas distribuidas por las paredes, de modo que su fragancia alcanzara todos los rincones; la luz entraría en finos chorros a través de cuatro o cinco orificios, midiendo la cantidad exacta: no tanta que les produjera vergüenza, pero la suficiente para incitar a los amantes a desearse y gozar contemplando su mutua hermosura. Por esas mismas aberturas debía llegar al interior el arrullo de algunos pajarillos y en algún lugar al fondo de la cueva, un hilillo de agua caería produciendo un rumor tan tenue que evocara un suspiro. Nada más debía oírse. Una ninfa propuso buscar un sonido similar al de los besos y suspenderlo sobre el tálamo de musgo a modo de dosel, y Juno aprobó la sugerencia...

mayo 25, 2010

EDUCAR


Educar es lo mismo que poner motor a una barca…

hay que medir, pesar, equilibrar…

… y poner todo en marcha.


Para eso, uno tiene que llevar en el alma

un poco de marino…

un poco de pirata…

un poco de poeta…

y un kilo y medio de paciencia

concentrada.


Pero es consolador soñar mientras uno trabaja,

que ese barco, ese niño

irá muy lejos por el agua.


Soñar que ese navío

llevará nuestra carga de palabras

hacia puertos distantes,

hacia islas lejanas.

Soñar que cuando un día

esté durmiendo nuestra propia barca,

en barcos nuevos seguirá

nuestra bandera

enarbolada.


Gabriel Celaya


mayo 20, 2010

LA MESA





Un buen artista siempre tiene un gran maestro, seguro que Onofre ha soplado en los oídos de mi padre todos los cómos de esta mesa, desde donde quiera que esté. Para eso están los amigos, los verdaderos, especie en extinción.

Mi padre, ex funcionario y jubilado, sigue cumpliendo jornada laboral entre gubias, virutas, lijas y un montón de trastos que no tengo ni idea de cómo se llaman. Escudos heráldicos y futboleros, estanterías, escaleras, balaustres...

A ver si ahora le convenzo de que en mi habitación hay un sitio perfecto para un escritorio, después de todo, no hay dos sin tres... de momento una palabra mágica: GRACIAS.

mayo 18, 2010

BELTRÁN GONZÁLEZ CARRO

Rueda que irás muy lejos.
Ala que irás muy alto.
Torre del día, niño.
Alborear del pájaro.
Niño: ala, rueda, torre.
Pie. Pluma. Espuma. Rayo.
Ser como nunca ser.
Nunca serás en tanto.

Eres mañana. Ven
con todo de la mano.
Eres mi ser que vuelve
hacia su ser más claro.
El universo eres
que guía esperanzado.

Pasión del movimiento,
la tierra es tu caballo.
Cabálgala. Domínala.
Y brotará en su casco
su piel de vida y muerte,
de sombra y luz, piafando.
Asciende. Rueda. Vuela,
creador de alba y mayo.
Galopa. Ven. Y colma
el fondo de mis brazos.

Miguel Hernández